Ir al contenido principal

Este jueves un relato: Un giro inesperado







Mi vida no es vida desde que Lola se marchó una mañana muy temprano, antes de que saliera el sol, o como yo le decía cuando madrugábamos, antes de que pusieran las calles. Mi existencia es un caos. No voy a trabajar, no duermo, he perdido el apetito, ni siquiera me apetece ver los partidos de fútbol con los que tanto disfrutaba. Paso todo el día pegado al cristal de la ventana, esperando como un tonto a que ella regrese.
Cada dos por tres, vuelvo a repasar nuestros diez años juntos. Pienso en los paseos que dimos o en los viajes que hicimos, las comidas compartidas, los ratos de juego, la cama... ahora tan vacía. Me sumerjo en un mundo de nostalgia del que a duras penas salgo, para dirigirme de nuevo hacia la ventana. No sé que será de mí. Hoy se cumplen dos meses desde que Lola se fue y no sé cómo rehacer mi vida.
Un ruido en la puerta me saca de mi ensimismado y repetitivo monólogo interior. El corazón me brinca tanto en el pecho que creo que me puede estar dando un infarto.
¿Y si es ella?
Me levanto del sofá de un salto y voy corriendo a la puerta de la calle. La abro.

Ahí está. Delante de mí. Con sus ojos color miel y su pelo largo, rubio. Me mira con esa  mirada que siempre me pone cuando ha hecho algo mal y quiere que la perdone. Me abrazo a ella. La acaricio y le digo que no tengo nada que perdonarle. Que sin ella no soy nadie, que es el amor de mi vida, que hasta que la encontré vagaba como un zombi. Lola me lame la mejilla y apoya su cabeza en mi hombro. Entonces, con la ternura que la caracteriza, me susurra un tenue: guau.

Más giros inesperado en el blog del Pepe: Desgranando momentos

Comentarios

Tracy ha dicho que…
¿Puedes creer que desde el principio pensé en una perrita?. Desde el jueveando de las mascotas estoy muy sensibilizada con el tema y me imagino que es lo que me ha hecho descubrir antes de tiempo a Lola.
Un abrazo.
Maria Jose Moreno ha dicho que…
jajaja Ohhh entonces no te he engañado :(
Campirela_ ha dicho que…
Buenas a mi si me engañaste pensé en todo momento que era su pareja .. y desde luego que giro que le has dado , me gusto mucho mantienes esas tensión para que el final sea genial..
Un fuerte abrazo feliz semana y felices reyes .
Maria Jose Moreno ha dicho que…
Gracias. Me alegra que ese giro inesperado te haya sorprendido. Besos
Ester ha dicho que…
Logras sorprendernos aun cuando leo ojo avizor buscando la sorpresa final. Abrazos
Maria Jose Moreno ha dicho que…
El título lo dice todo jajaj Gracias por venir a comentar y Feliz Año.
evasuarezs ha dicho que…
Pues yo me he quedsdo a cuadros. Me has pillado del todo.
😂😂
Mª Ángeles Bk ha dicho que…
Jajaja. Me encanta. No amor más fiel.
Besos
Maria Jose Moreno ha dicho que…
El mejor amor del mundo jajaja.
El Demiurgo de Hurlingham ha dicho que…
Es el segundo engaño de este jueves en que caigo. Bien usado lo de los giros.
Y suelen darse esas emociones con las mascotas.
Saludos.
Maria Jose Moreno ha dicho que…
Pues aún te quedan unos pocos jajaja. Feliz Año.
Ricardo Alía ha dicho que…
Un placer leerte. Me ha gustado el relato 👏
MOLÍ DEL CANYER ha dicho que…
Muy bueno! Pues a mi tambien has logrado despistarme, convencidisima de que era su mujer, aunque perder a la perra tambien tiene lo suyo, muy bien escrito. Besos.
el oso ha dicho que…
Las emociones del corazón, provengan de dond eprovengan nos enternecen. Muy bueno.
Salud y excelente 18 para vos!!
Carmen Andújar ha dicho que…
Buen final y inesperado. Es que los perros se hacen querer.
Un abrazo
El escritorio de Jandrés ha dicho que…
... ¿y yo que pensé que era una gatita? Una vaga esperanza por si algún día se me pierde Milú. Ah... pero a la cama solo entra mi "santa"... Ji ji ji ji . Feliz, largo y compartido año 2018
Montserrat Sala ha dicho que…
a mi me has sorprendido, pero hA sido muy agradablemente.
ME HA ENCANTADO TU HISTORIA. UN BESAZO GRANDE.
Pepe ha dicho que…
Me ha encantado ese giro final desvelando la verdadera identidad de Lola. Nos has llevado de la mano, influyendo en nuestra percepción mientras has querido. Muy bien narrado, María José.
Te agradezco que te hayas sumado a mi convocatoria.
Un fuerte abrazo.
Neogéminis Mónica Frau ha dicho que…
jejej el amor no respeta ni edades ni especies!
=)
Max Estrella ha dicho que…
El colofón no podría ser otro...¿o sí? Un relato muy humano, a pesar de todo ;)
Besos y abrazos

Entradas populares de este blog

Mis lecturas 2018

Mis lecturas 2018


Lo que aquí escribo no son reseñas, solo mi impresión particular como lectora.



«Inspector Solo» de David Jiménez «El Tito»
Conocí al Inspector Marcial Lisón, el protagonista de esta entrega, en la primera novela del autor «Muertes de sobremesa» y ya me pareció un personaje potente, con el que poder mantener una serie, como así parece que es la idea de David Jiménez. 
En esta ocasión el inspector se enfrenta al asesinato de una prostituta rumana, Saha, y a su miedo de poder estar relacionado con él, de alguna manera. De nuevo, encontramos a Zoe Ochoa, su compañera y mejor aliada en el trabajo, pero que esta vez se convierte para el inspector en una nueva fuente de preocupación, por una relación que mantiene. 
Una novela muy actual en la que nos adentramos en un caso, cuyo entramado se va complicando por los numerosos frentes que tiene abiertos y que nos llevan de un lado a otro intentando saber quién será el responsable de esa muerte. 
Sin duda lo fuerte de la novela viene …

Mi nieto cumple 1 año

Hace un año, más o menos a la hora que escribo esta entrada, recibí llamada de mi hija diciéndome que se encontraba en el hospital. Aún faltaban tres semanas para que su embarazo cumpliera la edad gestacional, pero Alberto tenía muchas ganas de venir a este mundo. Rememoro ese segundo y, hasta hoy, puedo volver a sentir el sobresalto de mi corazón palpitando como un loco, un miedo atroz y una alegría inmensa, todo al mismo tiempo. Al llegar a la clínica, encontré a mi hija tan relajada, con sus ojos destilando tanta felicidad que me tranquilicé y decidí disfrutar de la espera de ese ser, que desde el primer momento de su concepción nos había cambiado a todos. Fue una jornada larga, con altibajos, entre contracciones y dolores, risas, fotografías para captar instantáneas inolvidables, conversaciones intrascendentes, miradas a los monitores, visitas médicas... y un largo etcétera de situaciones, que se sucedían sin que tuviera demasiada conciencia de ellas. Todo ello ha quedado grabado …