Ir al contenido principal

Este jueves un relato: El nombre de mi blog










Lugar de encuentro

El sol cae como una pelota y la media raja de sandía hace su tímida aparición entre las espesas nubes. La clase, iluminada durante el día por las sonrisas infantiles se llena de sombras; el olor a chicle de fresa es sustituido por un enrarecido ambiente a ventana cerrada, polvo de tiza y niño cansado.
El abecedario que con tanto primor escribió la maestra a principio de curso, permanece en la pizarra.
El reloj del campanario da las doce; en ese momento, el abecedario se agita en inútiles movimientos hasta que las letras que lo componen caen al suelo como copos de nieve. Tras unos momentos de perplejidad se oye la voz chillona y firme de la panzuda b que se ha atribuido el mando, por aquello de que es la primera consonante.
--¡Firmes! Las vocales a un lado y las consonantes a otro. Dos filas y a marchando a buen ritmo --ordena.
Las vocales, dispuestas siempre, acatan la orden con celeridad; las consonantes no tanto. Discuten entre ellas y remolonean, no les gusta que les manden y menos una igual.
Al final, consienten y desfilan, ante la sorprendida o y la risueña u, que les mira con descaro.
La l y la ll, espigadas y orgullosas, la n, andando rápido para pillar a la m, la q que renquea de una pierna se apoya en la p que cojea de la contraría, formando un buen tándem; la s se contonea como una chica con tacones altos.
Una tras otra enfilan hacia el tercer pupitre de la derecha, ahí es el lugar de encuentro, el cuaderno de Mateo.
Cuando llegan, cada una de ellas realiza su cometido. Primero se mezclan, luego se agrupa en palabras y a la orden de ¡ya! comienzan a  dejar su impronta ayudadas por su fiel y mordisqueado amigo, el lápiz.
Antes de que sol aparezca, el trabajo está realizado y las letras regresan a su lugar descanso. Esto lo hacen siempre que la maestra manda alguna tarea para hacer en casa. Mateo, no puede llevarse el cuaderno. Cuando su padre llega  de la taberna harto de vino, la toma con él; en más de una ocasión cuando le ha visto estudiando le ha roto los libros y el cuaderno. Desde entonces prefiere dejarlo en la clase.
A las nueve de la mañana la algarabía vuelve a colmar el aula. Mateo corre nervioso hasta su pupitre, lo abre y mira el cuaderno. Allí está, la tarea hecha. Sonríe y da gracias a Dios, no sabe cómo ocurre. Quizás sea cosa de duendes o de ángeles. Las palabras de la profesara le sacan de su ensimismamiento
--Venga niños, sacad los cuadernos con las tareas que os mandé ayer.
Mateo obedece.
--Muy bien, tienes una letra preciosa --le dice  la maestra.
El niño feliz y orgulloso mira hacia la pizarra, ve como la ñ le guiña con su sombrerito una vez, dos veces, tres… Sacude la cabeza, cierra los ojos y los vuelve a abrir y observa. Nada sucede. Imaginaciones suyas. 

Más jueves en casa de Gustavo

Comentarios

Tracy ha dicho que…
Precioso cuento que consigue que las letras solucionen el problema de Tomás de la misma manera que solucionan los problemas de todos aquellos que recurrimos a ellas para sentitnos mejor.
emejota ha dicho que…
Que linda narración tocaya, por un momento he recordado al santo patrono de Madrid Isidro, solo que en lugar de letras eran ángeles los que le "salvaban el pellejo". Bsss y felices días.
Teresa Oteo ha dicho que…
Qué cuento más bonito! y eso que hoy quería desconectar de colegios, niños, letras y profesoras...
Nos seguimos leyendo aquí en tu lugar de encuentro, en tu cuaderno de Mateo.
Un beso!!
Abuela Ciber ha dicho que…


En estos días tan especiales llegue a ti mi cariño con el deseo:

Que siempre tengas palabras cálidas en un frío anochecer,

Una luna llena en una noche oscura,

Y que el camino siempre se abra a tu puerta

Que los problemas te abandonen, los ángeles te protejan, y que la luz te cubra acunándote.

Para ti y seres queridos Feliz Nochebuena...Feliz Navidad!!!!!
Leonor ha dicho que…
Amiga, qué preciosidad!. Y qué bien lo has narrado, he visto esas letras camino del cuaderno, cada una con su peculiar forma de comportarse. Me ha sobrecogido la historia de Mateo, una vida dura que tiene sus momentos de felicidad.

Un beso.
Valaf ha dicho que…
Pero menuda joya te acabas de marcar. Un lugar de encuentro para la fiesta de las letras.
Felicidades.

Un beso
Carmen Andújar ha dicho que…
Una bonita manera de explicar el nacimiento de tu blog.
Un abrazo
Neogéminis ha dicho que…
¡Qué lindo cuento nos has regalado, María José!...una preciosa manera de graficar la simbología del nombre de tu blog!
un abrazo fuerte!
p.d
me encanta el fondo navideño con el que lo decoras para la ocasión!
José Vte. ha dicho que…
Un cuento precioso con las letras como protagonistas, mágicas y dicharacheras ayundan al jovenzuelo en sus deberes.
Maravilloso cuento para regalar y leer a los niños en estos días tan especiales y siempre.

Un abrazo
Luis Rodriguez ha dicho que…
Un hermoso relato para darnos una explicación detrás del Lugar de encuentro. Como siempre, esa habilidad de narrar tan característica tuya y que no me deja interrumpir la lectura hasta llegar al punto final. Un abrazo navideño, aunque pasaré a saludarte
Natàlia Tàrraco ha dicho que…
!Bravo! María José, explicas tu lugar de encuentro con un texto que es un relato maravilloso, la razón, creo, que te impulsó a crear tu lugar de encuentro.
La pasión desde niña, como Mateo, que te ha hecho hacedora de sueños y emociones que nos regalas para sentirnos convocados en tu casa, sin falta, siempre fascinados.
Encuentra un beso que te dedico en este lugar entre amigos y amigas.
Anónimo ha dicho que…
Magnífico forma de describir ese lugar de encuentro donde las letras se prestan a ayudar a quien lo necesita. En tu historia, Mateo, aunque podría ser la historia de miles de personas que han visto en ellas una maravillosa forma de liberación y realización personal.
Un cuento mágico el que hoy nos has "desgranado" :)).
Un abrazo.
casss ha dicho que…
En el cuaderno de Mateo como en el blog de María José, las letras nos brindan una fiesta cada vez que se reunen. Una fiesta sorpresa, que disfrutamos quienes nos encontramos en este lugar, porque la dueña de casa nos trata de lo mejor y además es un encanto. Eso...nos quedamos presos de un encantamiento de cuyo hechizo, no queremos liberarnos!!
Un enorme abrazo para un precioso nombre.

besos!!!
Juan Carlos ha dicho que…
Veo en tu relato un reflejo de la magia de las letras, en este caso en la ayuda de Mateo. Besos y un guiño cómplice de eñe.
Matices ha dicho que…
Y que sería de nosotros si no hubieran letras que al caminar y juntar creen significados que nos lleven a un nuevo mundo lleno de magia, la magia que solo producen quien pueden ver lo que tras ellas hay...
Precioso cuento, maga!!
Besos
Sindel ha dicho que…
Emocionante historia que le da sentido a ese lugar de encuentro donde se unen cómplices las letras para ayudar y expresar.
Es un placer estar en tu "lugar de encuentro" y leerte.
Un abrazo enorme María y que tengas unas hermosas fiestas!!!
Encarni ha dicho que…
Un hermoso lugar de encuentro donde tienen cabida las letras y juntas formar todo lo que tu imaginación quiera darnos igual que este hermoso cuento que nos has dejado.

Un abrazo
Maria Liberona ha dicho que…
AAAAYYYSS!!!
AMIGA ME HAS MATADO CON TU RELATO ME HA FASCINADO, ENCANTADO, ENAMORADO... AAAHHH!!! UNA MARAVILLA !!!! HERMOSO...
Alfredo Cot ha dicho que…
En el subtítulo de mi Blog, las mías solo hay que juntarlas. En tu cuento cobran vida, unas mandan, otras obedecen, todas juntas se encuentran en el mágico lugar que es tu mente para disfrute de tus lectores.

Besos
Mari ha dicho que…
Encantada con la destreza con la que manejas las palabras: es precioso.

Veo en tu perfil que eres cordobesa. Por parte de mi madre, esas son mis raíces...;))

¡¡Feliz Navidad!!
B7s
Carmen Grau ha dicho que…
Muy bonito, María José. Un abrazo.
Vivian Stusser ha dicho que…
Me gustó mucho, es muy tierno. Feliz Navidad, María José!
Maribel G. M ha dicho que…
**.°★。˛ °. *★* *˛. Feliz Navidad y Próspero Año Nuevo˛ °_██_* ˛. (´• ̮•)*˛°ƸӜƷ ¸.•°*”˜ ƸӜƷ ˜”*°•. ✫** .°( . • . ) ˛°.ƸӜƷ ¸.•°*”˜ ƸӜƷ ˜”*°•. ✫** *(...'•'.. ) *˛╬╬╬╬╬----♥Con todo mi amor ♥
Maribel
Ceci ha dicho que…
¡Que delicia Ma. José! lugar de encuentros mágicos y maravillosos es tu casa, siempre tengo una bienvenida, gracias por eso amiga
Te dejo un beso y feliz navidad

Entradas populares de este blog

Cuando una novela no te gusta

La palabra gustar, del latín gustare, en su 3ª acepción hace referencia a «agradar, parecer bien»; tiene algunas otras entre las que se encuentran la 6ª, «que se desea, se quiere o se tiene complacencia en algo», o la 4ª, «que al tratarse de una persona se dice de ella que es atractiva». De cualquier forma, empleamos en el lenguaje común la palabra gustar considerables veces, a lo largo del día. En un restaurante es normal que nos pregunten si nos ha gustado la comida; si vamos al cine, al salir, seguro que hablaremos de si nos ha gustado la película; si vamos de compras, solemos preguntar a nuestro acompañante si le gusta la prenda que nos estamos probando, o cuando nos preguntan: ¿te gusta el fútbol? Respondemos sí, no o depende de quién juegue; en mi caso particular solo veo los partidos de la selección española.… Es decir, a lo largo de nuestra vida, nos vamos decantando por aquellas cosas, personas, situaciones…, que nos gustan y, también forman parte de nosotros, todas aquellas …

Cuando destruyen una parte de ti

A veces las circunstancias que te acompañan por la vida —dependiendo del temple afectivo que tengan— te hacen tu tránsito por ella, más fácil o, como en esta semana, bastante complicado.  En medio, como decía, de una dura semana han ocurrido dos sucesos que me han sacudido un poco mi panorama literario. En mi email había dos mensajes uno encima del otro. En el primero, algo frecuente pero que me sigue haciendo mella, que no me deja indiferente y contra el que continúo sin armas con las que atacar. Google me alertaba, una vez más, de que mi novela Bajo los tilos, aparecía en una  página de descargas llamada La Cantera de las descargas.  En el segundo, Penguin Random House, me comunicaba que tras la compra de ediciones B, se procederían a trasladar los stocks de libros a unos almacenes en Barcelona pero  se había hecho un análisis sobre mi novela Bajo los Tilos y después de dejar ejemplares suficientes para abastecer el mercado 18 menes, el resto, un total de 800 ejemplares serian DEST…

Mis lecturas 2018

Mis lecturas 2018


Lo que aquí escribo no son reseñas, solo mi impresión particular como lectora.



«Inspector Solo» de David Jiménez «El Tito»
Conocí al Inspector Marcial Lisón, el protagonista de esta entrega, en la primera novela del autor «Muertes de sobremesa» y ya me pareció un personaje potente, con el que poder mantener una serie, como así parece que es la idea de David Jiménez. 
En esta ocasión el inspector se enfrenta al asesinato de una prostituta rumana, Saha, y a su miedo de poder estar relacionado con él, de alguna manera. De nuevo, encontramos a Zoe Ochoa, su compañera y mejor aliada en el trabajo, pero que esta vez se convierte para el inspector en una nueva fuente de preocupación, por una relación que mantiene. 
Una novela muy actual en la que nos adentramos en un caso, cuyo entramado se va complicando por los numerosos frentes que tiene abiertos y que nos llevan de un lado a otro intentando saber quién será el responsable de esa muerte. 
Sin duda lo fuerte de la novela viene …