martes, 2 de febrero de 2010

Una sonrisa para continuar la semana

Esto me llegó de una amiga argentina, Eliss, y me he divertido tanto leyéndolo que quiero compartirlo con todos. La mujeres se verán reflejadas y los hombres encontrarán respuesta a una eterna pregunta. Espero que los disfruteis, estaré pendiente de vuestras carcajadas...

El gran secreto de todas las mujeres respecto a los baños es que de pequeña tu madre te llevaba al baño, te enseñaba a limpiar la tabla del inodoro con papel higiénico y luego ponía tiras de papel cuidadosamente en el perímetro de la taza. Finalmente te instruía: 'Nunca, nunca te sientes en un baño público' Y luego te mostraba 'la posición' que consiste en balancearte sobre el inodoro en una posición de sentarse sin que tu cuerpo haga contacto con la taza.
'La Posición' es una de las primeras lecciones de vida de una niña, súper importante y necesaria, nos ha de acompañar durante el resto de nuestras vidas. Pero aún hoy en nuestros años adultos, 'la posición' es dolorosamente difícil de mantener cuando tu vejiga está a punto de reventar.
Cuando TIENES que ir a un baño público, te encuentras con una cola de mujeres que te hace pensar que dentro está Brad Pitt. Así que te resignas a esperar, sonriendo amablemente a las demás mujeres que también están discretamente cruzando piernas y brazos en la posición oficial de 'me estoy 'meando''.
Finalmente te toca a ti, si no llega la típica mamá con 'la nenita que no se puede aguantar más'.
Entonces verificas cada cubículo por debajo para ver si no hay piernas.
Todos están ocupados. Finalmente uno se abre y te lanzas casi tirando a la persona que va saliendo.
Entras y te das cuenta de que el picaporte no funciona (nunca funciona); no importa... Cuelgas el bolso del gancho que hay en la puerta, y si no hay gancho (nunca hay gancho), inspeccionas la zona, el suelo esta lleno de líquidos indefinidos y no te atreves a dejarlo ahí, así que te lo cuelgas del cuello mientras miras como se balancea debajo tuyo, sin contar que te desnuca la correa, porque el bolso está lleno de cositas que fuiste metiendo dentro, la mayoría de las cuales no usas, pero que las tienes por si acaso...
Pero volviendo a la puerta... Como no tenía picaporte, la única opción es sostenerla con una mano, mientras que con la otra de un tirón te bajas los pantalones y te pones en 'la posición'... Alivio...... AAhhhhhh.... por fin... Ahí es cuando tus muslos empiezan a temblar.... Porque estás suspendida en el aire, con las piernas flexionadas, las braguitas cortándote la circulación de los muslos, el brazo extendido haciendo fuerza contra la puerta y un bolso de 5 kg colgando de tu cuello.
Te encantaría sentarte, pero no tuviste tiempo de limpiar la taza ni la cubriste con papel, interiormente crees que no pasaría nada pero la voz de tu madre retumba en tu cabeza 'jamás te sientes en un inodoro público!!', así que te quedas en 'la posición' con el tembleque de piernas.... Y por un fallo de cálculo en las distancias una salpicada finíííííísima del chorro te salpica en tu propio culo y te moja hasta las medias!!!
Con suerte no te mojas tus propios zapatos, y es que adoptar 'la posición' requiere una gran concentración.
Para alejar de tu mente esa desgracia, buscas el rollo de papel higiénico peeero, nooo hayyyyyy...!
El rollo esta vacío...! (siempre) Entonces suplicas al cielo que entre los 5 kilos de cachivaches que llevas en el bolso haya un miserable kleenex, pero para buscar en tu bolso tienes que soltar la puerta, dudas un momento, pero no hay más remedio....
Y en cuanto la sueltas, alguien la empuja y tienes que frenar con un movimiento rápido y brusco,
mientras gritas OCUPAAADOOOO!!!
Ahí das por hecho que todas las que esperan en el exterior escucharon tu mensaje y ya puedes soltar la puerta sin miedo, nadie intentará abrirla de nuevo (en eso las mujeres nos respetamos mucho)
Sin contar el garrón del portazo, el desnuque con la correa del bolso, el sudor que corre por tu frente, la salpicada del chorro en las piernas.... el recuerdo de tu mamá, que estaría avergonzadísima si te viera así; porque su culo nunca tocó el asiento de un baño público, porque francamente, 'tú no sabes qué enfermedades podrías agarrarte ahí'. ...estás exhausta, cuando te paras ya no sientes las piernas, te acomodas la ropa rapidísimo y tiras la cadena tratando de tocarla lo menos posible, por si las enfermedades...
Entonces vas al lavabo. Todo esta lleno de agua así que no puedes soltar el bolso ni un segundo,
te lo cuelgas al hombro, no sabes cómo funciona el grifo con los sensores automáticos, así que tocas hasta que sale un chorrito de agua fresca, y consigues jabón (si es que lo hay), te lavas en una posición de jorobado de Notredame para que no se resbale el bolso y quede debajo del chorro...
El secador ni lo usas, es un trasto inútil así que terminas secándote las manos en tus pantalones, porque no piensas gastar tu kleenex para eso y sales...
En este momento ves a tu chico que entró y salió del baño de hombres y encima le quedó tiempo de sobra para leer un libro de Borges mientras te esperaba. '¿Por qué tardaste tanto?'' te pregunta él ya aburrido. 'Había mucha cola' te limitas a decir.
Y esta es la razón por la que las mujeres vamos en grupo al baño, por solidaridad, ya que una te aguanta el bolso y el abrigo, la otra te sujeta la puerta, otra te pasa el kleenex por debajo de la puerta y así es mucho más sencillo y rápido ya que uno sólo tiene que concentrarse en mantener 'la posición' y la dignidad.

26 comentarios:

  1. La que escribió el texto puede llorar por un ojo, porque yo me he visto en situaciones peores.

    Cuando el brazo no te alcanza para sujetar la puerta. A veces el tiempo del chorro del grifo es tan reducido que cuando pones la mano debajo ya no sale agua.¡Horroroso!

    Lo que es increíble es que habiendo tan pocas cisternas que funcionen y saliendo tan poca agua por los grifos, haya tanta por el suelo.

    Visto desde aquí da risa, pero cuando te ves en medio de una "operación salida" o "bajada hacia el estrecho" agradecería tener pito para mear contra un árbol.

    ResponderEliminar
  2. siempre di garcias p0r ser h0mbre...pues el asunt0 del meader0 se alivia en la calle y hasta puede ser, en ciert0s m0ment0s bien vist0...he llegad0 a 0bservar caras de envidia femenia cuand0 un0 mism0 se ha dedicad0 a hacer aguas men0res en plena calle...esa envidia dice: ¡quien fuera h0mbra!! pues se siente¡¡¡¡
    mas algun tip0 d eh0mbre que mide un0 62 y que de puntillas mide p0c0 mas, cuand0 era mas j0ven de l0s 47 tambien s elas vi0 y se las dese0 para ejercer el 0fici0 d eevacuar...pues resultaba que en en un j0did0 pub de salamanca el meader0 estaba a una altura superi0s a p0r d0nde mi pajar0 sale, inclus0 en p0sici0n d epuntillas...ay, c0m0 atinar ??' pues c0m0 bien me enseñ0 mi mama.......n0 se que te decia ya, de las m0renas...ha venid0 mi cuañad0 para ue el ayudara a...t0tal, que debi de bajar ecahnd0 leches...t0tal que me c0m0 tenia ganas de mear,m pase primer0 p0r el wc...y c0n las prisas me meee l0s calz0ncill0sss
    t0tal, que me acab0 d ecambiar, t0tal que maldir0s l0s had0s del pis¡¡¡
    medi bes0

    ResponderEliminar
  3. Ja,ja,ja.. Toda una odisea es a veces, ir a un baño público.

    Pero hay situaciones muchísimo peores que esta que describes. ¡Si yo te contara...!

    Me ha encantado la forma en que está contado :)

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Jajaja real como la vida misma.

    Podríamos hacer un largo post de anecdotas que serían para mearse pero de risa, ya que cada una tendremos alguna aventura.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  5. ...¡¡ NO HAY PAPEELLLL !!
    me he metido en un embrollo
    no queda nada en el rollo
    como resuelvo el dilema ?

    ¡¡¡ NO HAY PAPEELLL
    ni siquiera un pedacito
    un boleto, un manuscrito
    que me salve del problema

    ¡ NO HAY PAPEEEEEEL !
    corrugado, cartulina
    un pedazo de cortina
    que me ayude en la ocasión

    Este es un trozo de la canción de Hugo Varela muy gracioso por cierto, y tu relato me la hizo recordar cuando me reía como loca recordando la odisea en los baños
    públicos, ese lugar sagrado...
    te mando un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Jajajajjaja...muy bueno y real, te ha faltado que tal vez te tengas que "arremangar" los bajos de los pantalones para que al bajártelos no se mojen con los líquidos indefinidos que hay por el suelo. Menda lo ha tenido que hacer.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Jajaja, muy bueno. Todas nos hemos encontrado en situaciones similares o peores.
    No se me había ocurrido nunca una explicación a las tantas veces que pregunta algún hombre "¿por qué vais al baño de dos en dos?, pues ahora ya lo sé...

    ResponderEliminar
  8. Jajajaja..., me he visto reflejada, claro que sí.
    Además yo soy de las que no "mea" si no hay papel, así que la gotita última la he dejado alguna vez en el rollo de cartón del papel higiénico, jajaja.
    Hay que ingeniárselas como Macguiver, o como se escriba, jajaja....

    Un beso.

    ResponderEliminar
  9. Muy gracioso leerlo , pero menos pasarlo.
    Hace días escuche que para que no se te oyera el ruido que hace cuando hace ¨pis ¨en un sitio publico, ponga un monton de papel en la taza del wc antes del acto ( ! ) jajaja

    Besos desde Málaga

    ResponderEliminar
  10. Lo conocía, y es ¡¡GENIAL!!!.. lo he vuelto a leer y es que no tiene desperdicio jajajajaja..

    Un besote!

    ResponderEliminar
  11. Oh pobrecitas!!!Elfinal me ha dado una ternura que no te imaginas, no lo sabía; aunque todo el relato he estado expectante y lujuriento, como un voyeur empedernido. En fin lindo tu post. Un besote. TQM

    ResponderEliminar
  12. Jejejejeejeje....Es el texto más simpático que he leído desde hace mucho tiempo. Jejejejejeje..... Me lo he pasado genial. Es que me veía a mí misma tantas veces... Jejejejeeje.... A mí encima una vez me sonó el móvil, insistentemente. Adivina quién era. Pues sí, mi marido para preguntarme si estaba bien, estaba preocupado, iban a cerrar el hiper. Jejejejeeje...
    Lo he pasado muy bien en esta visita, que se repita.

    ResponderEliminar
  13. Que suerte tenemos los hombres....(comentario un poquito machista) un saludo, buen monologo...

    ResponderEliminar
  14. jajájajá buenísimo....un reflejo exacto de una situación que hemos vivido sin duda alguna, esta y peores.
    Un besito y gracias por el ratito tan agradable que he pasado leyendo.

    ResponderEliminar
  15. Jajajajaja , me he visto reflejada en tu post , y en casos peores jajaja.
    Besitos cielo.

    ResponderEliminar
  16. Jajajaja, tal cual es la cosa
    Ya lo había leido porque me lo mandaron hace tiempo, pero igualmente me he vuelto a reir otra vez, y es que si nos viésemos después lo que somos capaces de hacer en ese momento...
    Un beso de Mar

    ResponderEliminar
  17. Hola.
    Buenísimo y además tan real como la propia vida.
    Me ha hecho mucha gracia. Está tan bien detallado que te lleva a esos instantes de impotencia que tantas veces hemos sentido.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  18. DE UN REALISMO TRAGICO, JAJAJAJ!!!!

    BESOTES MI QUERIDA AMIGA.

    ResponderEliminar
  19. JAAAAAAJAAA!!!! me meo!!! JAAAAA!!

    Lo que me fastidia es que nos llameis a los tíos guarros, por como dejamos los servicios, anda que vosotras...

    JEEEE!!!!

    ¡Un beso!

    MIGUEL

    ResponderEliminar
  20. explicacion clara y meridiana de la situacion, hay que compadeceros o quizas haceros la ola cuando os veamos volver del baño, jejejejejejeje
    Un misterio menos en la vida,
    Me he reido, si señor
    Besossssss

    ResponderEliminar
  21. María José...CIERTO, VERDAD DETALLE POR DETALLE, eso lo he vivido en mis carnes muuuchas veces, CLAVAO, !qué cruz! la meadera femenina. Con placer compruebo que el GUS también lo pasa mal de tanto en cuando, así nivelamos la balanza urinaria de los sexos.
    Buena y dramática historia, un bsitoooo.

    ResponderEliminar
  22. ja ja ja que bueno, la verdad es que algunos baños publicos mejor no entrar porque seguro que pillas algo...ja ja ja
    Con cariño
    Mari

    ResponderEliminar
  23. aún me duele la cabeza del cocotazo que me dieron en un minúsculo baño..el mas estrecho del mundo...la única vez, creo, que he olvidado echar el cerrojillo... dios que dolor...la manilla de la puerta en toda la frente...jeeeee...ahora ya me rio.

    Besicos, paisana.

    ResponderEliminar
  24. Y tanto que es un calvario.... en Castellón hay unos cines que de las 20 cabinas que debe tener, generalmente una o dos tienen papel y tienes que revisarlas todas antes de entrar o acordarte del "klinex", que es lo que me pasó a mí, olvidármelo al salir a mitad de la sesión y no había un alma en los aseos que me pasara un papelito. Casi salí a buscarlo con el culo al aire (perdón)....

    Besitos, muy bueno el texto: real como la vida "mimma".

    ResponderEliminar
  25. ¡Qué razón tienes! Nunca lo había pensado, pero puede que sea por eso.
    Divertidísimo tu relato.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  26. Muy buen relato y en realidad verdaderamente cierto ... creo que para las mujeres todo se hace o lo hacen más dificil , mas complicado uffff hasta para ir al baño quien no a estado en una de esas situaciones... pero nosotras siempre dignas , respetables en la situación ... para quien nos pregunte jajajjajaja.........

    BESOS.............

    ResponderEliminar

LAS PALABRAS DE MIS AMIGOS

Popular Posts

Recent Posts

Follow on Bloglovin

Categories

Este jueves un relato (192) Personal (134) Paseando con... (21) Sábados literarios de Mercedes (21) Bajo los tilos (13) La caricia de Tánatos (11) Mis lecturas (11) Anécdotas de una de 50 y (9) Contando las semanas en 52 palabras (9) Vida y milagros de un ex (9) Reseñas literarias (7) Comentarios (6) Contando 53 semanas (6) Maldad (6) Microrrelatos (6) Reto Semi Genérico 2015 (5) Actualidad (4) Escribir una novela. Manual de supervivencia (4) III Encuentro Bloguero (4) Imaginar un lunes (4) Relatos (4) Actualidad cultural (3) Arte Fractal (3) Las galletas de la fortuna (3) Pepe Pepino (3) Personal. (3) Taller (3) Trilogía del Mal (3) Vampirismo (3) Viajes (3) Anécdotas de una de 50 y Este jueves un relato (2) Fotografia (2) Historias médicas (2) La marca personal (2) Premios (2) Premios de amigos (2) Recuerdos de mi infancia (2) Una foto con relato (2) reseña (2) videos (2) 100 seguidores (1) Abecedario de flores (1) Actividades culturales (1) Alfredo Cot (1) Alicia y el teorema de los monos infinitos (1) Aniversario (1) Anécdotas de una de 50 y ... (1) Aragón Negro (1) Colaboraciones (1) Como diente de león (1) Dia del libro 2010 (1) El poder de la Sombra (1) Encuentros (1) Entrevistas (1) Historia (1) La fuerza de Eros (1) La mirada de Chapman (1) Los cisnes no tienen alma (1) Mal trago (1) Muertes de Sobremesa (1) Navidad (1) Novela Negra (1) Otros autores (1) Persona (1) Personas (1) Personba (1) Pilar Fernández Senac (1) Premio (1) Prenios (1) Publicaciones (1) Píldoras psicológicas (1) Recorriendo la Red (1) Reseñas de Bajo los Tilos (1) Reseñas de La caricia de Tánatos (1) San José (1) Séptimo cumpleaños (1) Te lo recomiendo (1) Viaje (1) anécdotas del baúl de la piquer (1) celebración (1) feria del libro de Madrid 2014 (1) la fuerza de Eros. (1) la idea (1) los violines sí. (1) tarta (1)

Blog Archive

Google+

Con la tecnología de Blogger.

Mis amigos

Google+ Seguidores

Total de visitas

Soy juevera

Soy juevera
Si tuviera color sería luna terrosa, si textura: el suave y delicado género que visten los duraznos cuaresmillos, si oliera sería a canela, a flor de algarrobo y caramelo bullente (Ceci)

Estás a mi lado, lo se...

Seguir by Email

Si quieres saber de mi­

Mi lista de blogs amigos

Translate

Advertencia Legal

Todos los contenidos de este blog son obra de María José Moreno y sus amigos y están protegidos por la Ley de Propiedad Intelectual, Real Decreto Legislativo 1/1996 de 12 de abril. Queda prohibida la reproducción total o parcial, edición, copia, modificación, tratamiento informático, transmisión, edición, publicación, traducción o adaptación sin la expresa autorización escrita de la autora. © María José Moreno Registrado en Safe Creative:0908174244193
Copyright © Lugar de Encuentro | Powered by Blogger
Design by Blog Oh! Blog | Blogger Theme by NewBloggerThemes.com